SELECCIÓN

La duda de Gareca es Cueva

La duda de Gareca es Cueva

Aunque tiene un hueco asegurado en la lista, el cuerpo técnico está preocupado por el flojo rendimiento que está mostrando en el Santos brasileño.

Christian Cueva ha sido, históricamente, uno de los futbolistas más protegidos por Ricardo Gareca. El técnico tiene confianza ciega en el talentoso volante ofensivo, que ha correspondido mostrando su mejor nivel de juego cuando se ha enfundado la camiseta nacional. Sin embargo, la preocupación del cuerpo técnico es evidente. Cueva no acaba de adaptarse al Santos, equipo al que llegó a préstamo el pasado mercado para jugar hasta 2020.

Fue uno de los fichajes más deseados por Sampaoli. Cueva abandonada Krasnodar, donde tampoco consiguió triunfar, tras seis meses en tierras rusas. Lo hacía para llegar a una liga que conoce bien a con un entrenador que mostró mucho interés en él. El proyecto del Santos parecía el ideal, pero en los cinco meses que lleva en Sao Paulo no se ha visto al mejor Cuevita. Partía como titular pero ha pasado a ser suplente habitual, y aunque el técnico argentino suele contar con él, ya se ha quedado varios partidos sin jugar ni un solo minuto. En cuanto a su rendimiento, está dejando que desear, muy lejos de lo que ha mostrado en la Blanquirroja.

Tiene un puesto asegurado en la Copa América de Brasil. Gareca siempre ha comentado que lo que realmente le importa es como rindan con el equipo nacional y no tanto con sus clubes y, en ese sentido, seguirá confiando en el futbolista trujillano. Sin embargo, hay ciertas dudas en si podrá tener un hueco en el once de cara al torneo continental.

En el 4-2-3-1 del entrenador, Yotún y Tapia ocuparían el doble pivote y Paolo Guerrero la punta del ataque. Habitualmente, la línea de tres la formaban Flores, Carrillo y Cueva, que actuaba como enganche. Farfán cambiaba de posición entre la delantera y la banda según lo necesitaba Gareca. Entre Cueva y la Foquita se pelearán por un puesto en el once. En caso de que entre el jugador del Lokomotiv lo haría en la izquierda y Flores jugaría de enganche. Todo dependerá de como rindan durante el periodo de preparación (Farfán llega tocado) y de las necesidades del equipo para enfrentar al primer rival en la Copa América: Venezuela.