Competición
  • Copa Libertadores
  • Copa Sudamericana
  • Champions League
  • International Champions Cup

PERÚ – RICARDO GARECA

Buscando un nueve

El voto de confianza de Gareca para Yordy Reyna y Raúl Ruidíaz como alternativas a Guerrero parece más obligatorio que voluntario.

Buscando un nueve
RAUL ARBOLEDA AFP

A estas alturas, ya nadie debería dudar de la palabra de Ricardo Gareca, el técnico más exitoso de los últimos cincuenta años en el Perú. Cuando, al asumir el cargo, dijo que creía en el jugador peruano y en su talento, muchos resoplamos: habíamos escuchado eso demasiadas veces. Sin embargo, el técnico logró transmitir esa confianza inicial a sus pupilos, y los resultados hablan por sí solos.

Esta tarde, el seleccionador recibió a la prensa para brindar sus conclusiones sobre la participación de Perú en la Copa América de Brasil y sobre los planes de la selección de cara a las eliminatorias para Qatar 2022. Cuestionado sobre las alternativas a Paolo Guerrero en la delantera -o, más bien, la ausencia de las mismas- Gareca respondió, nuevamente, confiado: “El recambio no es una preocupación para nosotros. Hoy, tenemos grandes delanteros, como Guerrero, Jefferson Farfán, Raúl Ruidíaz y Yordy Reyna. Sé que algunos no gozan de credibilidad, pero nosotros estamos convencidos de lo que creemos”.

Es muy posible que Gareca haya sido totalmente sincero y confíe realmente en Reyna y Ruidíaz. Lo que sí es definitivamente cierto es que detrás de esas declaraciones hay un voto de confianza importante para los dos delanteros que han alternado con Paolo y Jefferson, de modo que sigan motivados para jugar por la selección. Pero, en el fondo, el Tigre y su equipo técnico tienen que saber que ese recambio, por el momento, es bastante flojo.

Las cifras hablan por sí solas: Raúl Ruidíaz, el único delantero de área que tiene Perú en la banca, ha disputado 32 partidos oficiales con la selección y ha marcado sólo 4 goles. Yordy Reyna, otra de las alternativas mencionadas por Gareca, tiene 2 tantos en 18 encuentros. Si ese es el recambio, la confianza del cuerpo técnico de la blanquirroja parece un poco desmedida.

Una lista... de dos

Más allá de lo expresado por el seleccionador nacional, está claro que su staff y el de la Federación Peruana de Fútbol (FPF) se encuentran en una búsqueda permanente por encontrar al próximo nueve de la selección. La tarea, dado el universo de jugadores citables, parece titánica. Basta señalar que uno de los refuerzos para la sub-23 que dirigirá Nolberto Solano en los Panamericanos Lima 2019 es Mauricio Montes, un delantero de 37 años que nunca había sido llamado a la selección.

En ese sentido, la ausencia de Kevin Quevedo en la lista para la Copa América fue sorprendente. Después de todo, el atacante de Alianza Lima fue el goleador del torneo Apertura, marcando 9 goles en 12 partidos, y, a sus 22 años, tiene un techo todavía bastante alto. Es cierto que Quevedo no es un delantero de área, pero sus condiciones físicas -mide 1.81 metros y es veloz y potente- y su olfato de gol deberían ser suficientes para darle una chance en la selección. El ex jugador de Universitario parece ser la mejor carta del fútbol local para empezar a aprender de Paolo cuanto antes.

Las oportunidades de Beto Da Silva, un jugador que es claramente del agrado de Gareca, se van desvaneciendo con cada día que pasa. El jugador formado en Sporting Cristal fue -y, hasta cierto punto, sigue siendo- una de las grandes promesas del fútbol peruano, lo que parecía confirmarse con su partida al PSV. Sin embargo, su ansiedad por debutar en el primer equipo y sus constantes lesiones fueron mermando su confianza y su rendimiento. Hoy, Da Silva busca equipo en el Perú, tras sus olvidables aventuras en Argentina, Brasil y México. El atacante tiene ya 22 años: es momento de consolidarse en algún club -cualquiera- y empezar a tener regularidad. De lo contrario, dejará de ser una opción para Gareca.

Lamentablemente, la lista de posibles alternativas importantes a Guerrero y Farfán se acaba aquí. Está claro que la selección no puede seguir dependiendo exclusivamente de los goles de esta extraordinaria dupla de futbolistas nacidos en 1984. El ambicioso Plan Centenario de la FPF contempla una exhaustiva búsqueda descentralizada de futuros jugadores en todas las posiciones. Visto lo visto, es posible que los encargados de buscar centrodelanteros tengan que hacer horas extra.