SPORT HUANCAYO 0 - 0 ALIANZA LIMA

Sport Huancayo y Alianza Lima empatan en un partido soso

Huancayo y Alianza se olvidaron de jugar y ofrecieron un partido tan cortado como aburrido. Farfán no pudo hacer la diferencia.

Sport Huancayo y Alianza Lima empatan en un partido soso

El contexto era el ideal: una luminosa tarde de otoño en Lima sobre un campo verde y al ras, al borde del río Rimac. Los protagonistas, sin embargo, lo desperdiciaron. Tanto Sport Huancayo como Alianza Lima optaron por neutralizar al rival sin proponer demasiado, sin apenas atacar y pensando más en destruir que en construir. Hay 0-0 apasionantes y que no reflejan lo que sucedió en la cancha. Este no fue uno de ellos.

Las razones pueden ser comprensibles. De un lado, el Rojo Matador viene de disputar y ganar una exigente eliminatoria de ida y vuelta frente al UTC por la Copa Sudamericana. Del otro, Alianza todavía no encuentra funcionamiento colectivo después de una muy breve pretemporada, lo que ha quedado claro en los tres partidos que ha disputado en la Liga 1.

Carlos Bustos trató de cambiar el dibujo táctico presentado ante Cusco Fc y Municipal, colocando a dos atacantes netos de punta y a un enganche clásico como Miguel Cornejo. El joven ‘potrillo’ sigue demostrando que puede hacer la diferencia en el mediocampo, pero también que necesita compañía en su empresa creativa. Al lado de Pablo Míguez y Josepmir Ballón, Cornejo parece un helado de fruta en medio del desierto.

El equipo de Wilmar Valencia, granítico como su entrenador, confió en el buen trabajo de su sólida dupla de centrales y en el control de Marcio Valverde y Marcos Lliuya en el mediocampo, pero no bastó con eso. Ni sus delanteros ni sus laterales apoyaron en ataque y no consiguieron preocupar, ni por afuera ni por adentro, a la defensa íntima.

Además del buen nivel de Cornejo, la otra buena noticia en tienda íntima fue el correcto desempeño de su defensa, que empieza a afianzarse después de un par de partidos en los que lució muy frágil. En la segunda parte, con el ingreso de Hernán Barcos y Jefferson Farfán, Bustos intentó darle peso a su ataque, pero, salvo una buena jugada de la ‘Foquita’ sobre el final, ninguno pudo hacer la diferencia.

En los tres partidos que ha jugado, Alianza ha mostrado muy poco. A estas alturas, comienzan a agotarse las excusas: ya tiene encuentros oficiales encima y podría mostrar algún progreso, hasta el momento inexistente. Es posible que cuando Farfán pueda jugar 90 minutos, la situación cambie, pero basar el proyecto en un jugador no es una apuesta segura.