SPORTING CRISTAL 0-0 ALIANZA LIMA

Míguez y Barcos, los pulmones del campeón íntimo

Hernán Barcos y Pablo Míguez fueron imperiales en la revancha. Demostraron seguridad, entrega y sacrificio durante los 90'. Infranqueables.

0
Míguez y Barcos, los pulmones del campeón íntimo
Alianza Lima

Ángelo Campos: Contagió mucha seguridad a sus compañeros. Realizó dos paradas importantes ante Hohberg y Castillo. Su intervención más importante fue una salvada -a una sola mano- ante un cabezazo de Ávila.

Jefferson Portales: De menos a más. Al igual que el resto del bloque defensivo, 'Chiquito' sufrió más de la cuenta. No obstante, mejoró en el segundo tiempo al momento de los cruces y las anticipaciones.

Pablo Míguez: Un verdadero bombero. La 'Cotorra' se mostró totalmente infranqueable. Sacó todo tipo de pelotas en el corazón del área. También supo lanzarse al ataque en momentos puntuales. Fue el punto alto de Alianza.

Yordi Vílchez: Sufrió más de la cuenta. No pudo parar al vendaval cervero en los primeros 45'. Mostró un mejor rostro en la siguiente etapa con salidas limpias y cortes precisos.

Oslimg Mora: Mal partido del lateral-volante íntimo. Fue superado constantemente por Hohberg. No logró proyectarse con seguridad.

Jairo Concha: Demasiado discreto. No generó opciones de peligro y por ciertos pasajes del compromiso se le notó ido. Pese a ello, tuvo dos remates que causaron preocupación en Cristal.

Josepmir Ballón: De bajo nivel en la primera parte. Estuvo anclado en la zona defensiva para aportar experiencia. Tras el descanso se fue liberando y se le notó acertado en las descargas y en los robos.

Oswaldo Valenzuela: Al igual que sus compañeros, anduvo desconectado por la presión constante de los cerveceros. Aunque, en el segundo tiempo demostró -de a pocos- sus credenciales como el robo de pelotas y seguridad en última línea.

Édgar Benítez: Discreta aparición del 'Pájaro'. El estratega blanquiazul le ratificó la confianza más allá de su regular participación en la ida. Se le vio un poco nervioso y no fue un seguro de vida a nivel defensivo.

Wilmer Aguirre: Demasiado solitario en el primer tiempo producto de la bajísima producción en el mediocampo. Mejoró en el complemento. Tuvo una opción clara de gol, la cual terminó por sacarlo del partido por lesión. Se retiró a los 60' para darle su lugar a Farfán.

Hernán Barcos: Aislado en la primera etapa por el contundente dominio del rival. Sin embargo, tuvo un rol importante al convertirse en una póliza de vida desde el nivel defensivo. El 'Pirata' estuvo en todos lados para echar la pelota a cualquier lugar.