Competición
  • Torneo Descentralizado
  • LaLiga Santander
  • Premier League
  • Bundesliga
  • Liga Portuguesa
  • Liga Chilena

ALIANZA LIMA

Quevedo, entre Alianza y Europa

El delantero se reunirá mañana con la directiva de su club a negociar una renovación, aunque la opción de migrar sigue latente.

Quevedo, entre Alianza y Europa

A pesar de su pobre desempeño en los Juegos Panamericanos Lima 2019, Kevin Quevedo sigue siendo uno de los jugadores peruanos con mayor proyección. A sus 22 años, y tras haber sido el goleador del Apertura 2019, el delantero tiene mercado. Su contrato vence a fin de año, lo que lo vuelve todavía más atractivo para equipos del exterior, que no tendrían que pagar su ficha para hacerse de sus servicios.

Una de las prioridades del cuerpo técnico de Pablo Bengoechea es renovar a Quevedo para construir alrededor de él un equipo ganador. No hay mucho misterio: Kevin es el mejor jugador de Alianza Lima, es peruano, joven y ya ha sido internacional con la selección. No sobran futbolistas así en el fútbol nacional, de manera que el cuadro íntimo hará todo lo que pueda por renovarlo.

Gustavo Zevallos, gerente deportivo de Alianza, dejó claro que el club está interesado en prolongar el vínculo. "El resultado de Perú en los Juegos Panamericanos no influye. Kevin Quevedo es un buen jugador con el que nosotros queremos seguir contando. Sabemos que quiere una mejora económica como todos los profesionales en su sector y ya hablaremos de eso", afirmó Zevallos.

Todo parecería encaminado para una renovación, pero otras fuentes sostienen que Quevedo habría rechazado ya una propuesta de los blanquiazules y que manejaría algunas ofertas del extranjero. El asunto no necesariamente tiene que ver con lo económico: la propuesta de Alianza es importante, pero la posibilidad de migrar con la ficha en su mano tienta mucho el jugador, porque tendría más libertad para elegir su destino.

Lo cierto es que la incertidumbre no conviene ni al club ni al jugador, que debería concentrarse, a menos de un año del arranque de las eliminatorias, en convencer a Ricardo Gareca de que tiene las condiciones para abrirse camino en la selección. A fin de cuentas, no hay mejor vitrina que el fútbol internacional, como ha quedado claro con la transferencia de Miguel Trauco al fútbol francés.