Sporting Cristal SCR
1
Horacio Calcaterra 50'
Final

SPORTING CRISTAL 1 - 0 SPORT BOYS

Cristal gana con poco

Los celestes superaron a un Boys sólido y agresivo gracias a un gol de Calcaterra. Ávila y Lora fueron las figuras. Solís estuvo impecable.

Cristal gana con poco

Al Sporting Cristal le bastó con tener paciencia y buenas variantes en ataque para superar a un Sport Boys que se lo puso todo muy difícil. La paciencia fue la virtud principal del equipo de Roberto Mosquera, que supo chocarse una y otra vez frente a un muro rosado en la primera parte para treparlo, una única vez, en el segundo, y luego meter el partido a su ritmo.

Quienes no analizamos al detalle cada movimiento de los rivales en la semana diremos que fue una sorpresa ver a un Boys tan intenso y ordenado en la presión después de su derrota frente a la Vallejo la semana pasada, pero probablemente Mosquera se lo esperaba. Por eso, ni sus futbolistas ni él lucieron desesperados cuando, sobre el final del primer tiempo, parecía que los rosados estaban más cerca del primero.

Teddy Cardama entendió que, para neutralizar al campeón del fútbol peruano, había que partirlo: aislar a los mediocampistas de los delanteros, con presión alta y pierna fuerte. Su equipo lo hizo a la perfección durante 45 minutos, hasta que se empezó a vaciar el tanque de gasolina. Cortar todas las líneas y correr siempre detrás de la pelota tiene mucho mérito, pero es muy desgastante.

En la segunda parte, además del cansancio, lo que terminó de matar al Boys fueron las variantes de Cristal. Los ingresos de Washington Corozo y Christopher Olivares -titulares el año pasado- le dieron frescura al ataque celeste, por más que ninguno de los dos tuvo una noche para recordar. Con un tridente cada vez más parecido al que tiene pensado usar Mosquera en los partidos grandes, era solo cuestión de tiempo.

El gran favorecido por el ingreso de Corozo y Olivares fue Irven Ávila, una de las figuras del partido. El atacante se movió muy bien entre laterales y centrales del Boys, y tuvo mucho mérito en el único gol del partido, cortesía de Horacio Calcaterra. Después de una gran recuperación en campo rival de Jhilmar Lora, que fue el mejor de la cancha, Irven sirvió el tanto al argentino nacionalizado peruano en el área chica.

Después del gol, el campeón jugó con la desesperación del Boys que, a pesar de encontrarse detrás en el marcador, no perdió el orden. Pero Cristal, con sus mediocampistas de buen pie y su temple de equipo que se sabe mejor, supo controlar las acciones para sumar tres puntos, prolongar su invicto sobre el Boys, que lleva ya catorce años, y ponerse en la punta del Grupo B de la Liga 1.