VENEZUELA 0-1 PERÚ | COPA AMÉRICA

Gareca mejora la pizarra

Al clásico 4-2-3-1 de Perú se le ha sumado una nueva y lúcida solución: el 4-4-2, que fue clave para el 1-0 ante Venezuela y posterior clasificación.

0
Gareca mejora la pizarra
RICARDO MORAES REUTERS

El 'Tigre' Gareca está yendo de menos a más en la Copa América. Atrás quedó ese infame 4-0 a manos de Brasil, donde Perú se descompensó tremendamente tras el ingreso de nuevos elementos nacionales como Martín Távara y Álex Valera. Ahora al entrenador de la Blanquirroja se le ha visto más acertado al momento de mover la pizarra.

Contra Venezuela, por el cierre de la fase de grupos del certamen de naciones, Gareca mantuvo su clásico 4-2-3-1 con solo un cambio obligado: el ingreso de Miguel Araujo por el suspendido Christian Ramos. Por lo demás, todo quedó idéntico respecto a las presentación anteriores.

Durante un primer tiempo soporífero, se pudo destacar la perseveracia de Gianluca Lapadula por todas las pelotas y la libertad que tuvo Sergio Peña como manija de ataque. Nuevamente cumplió el rol de '10' jugando a las espaldas de los centrales llaneros. Sin embargo, el gol nunca se hizo presente.

Por ello, al igual que en el empate a dos contra Ecuador, Gareca decidió mover sus piezas sobre el césped para el complemento. Le dijo adiós a su predilecto esquema con único punta para darle paso al 4-4-2, en el cual Lapadula estuvo acompañado de Carrillo. A través de ese sistema llegó, de manera inmediata, el primer gol peruano de la mano de la 'Culebra'.

En adelante, la Blanquirroja obtuvo confianza y ejerció mayor presión en el campo contrario con su línea de volantes más adelantada. El marcador a favor, además, le permitió a Gareca oxigenar el campo con los ingresos de Wilder Cartagena, Raziel García, Álex Valera y Santiago Ormeño. Con el solitario 1-0, Perú logró clasificar, una vez más, a los cuartos de final de la Copa América. El 'Tigre' lo hizo otra vez.