SPORTING CRISTAL

Cristal tiene '9'

La confianza de Mosquera en Percy Liza está pagando: el delantero celeste, que mejora partido a partido, volvió a anotar ayer en la victoria sobre Melgar.

0
Cristal tiene '9'

A pocas semanas del cierre de mercado de fichajes, en enero de este año, la directiva de Sporting Cristal se vio obligada a buscar un reemplazo para Emanuel Herrera, el mejor delantero de la década en el fútbol peruano, autor de 70 goles en tres años con la camiseta celeste. Era, evidentemente, una tarea muy difícil, y la apuesta por Marcos Riquelme, atacante con experiencia en torneos internacionales y en una liga similar a la peruana, como la boliviana, no pagó bien.

El delantero argentino ex Bolívar se ha pasado buena parte de la temporada lesionado y, en los partidos que ha jugado, no ha hecho la diferencia. De hecho, solo tiene tres goles desde que aterrizó en La Florida, lo que le abrió las puertas a Percy Liza, delantero de la cantera de Cristal que, tras un inicio de año lento, se ha empezado a consolidar en el primer equipo del campeón peruano.

Liza anotó un gol en lel triunfo de Cristal sobre Melgar por 1-0.

Liza ha anotado tres goles en la Liga 1, pero a esos también se le debe sumar el doblete que anotó en la final de la Copa Bicentenario, ante Mannucci. Más allá de las cifras, el delantero de 21 años aporta en varias facetas del ataque: se tira bien hacia las bandas, aguanta de gran forma la pelota de espaldas, y ha ganado mucho en potencia y en el juego aéreo, con lo que se está convirtiendo en un delantero realmente completo.

Ayer, en la importante victoria de Cristal sobre Melgar, Liza supo reponerse de un inicio dubitativo, en el que desperdició hasta tres ocasiones muy claras, y marcó un gol trascendental en la segunda parte. La evolución del atacante peruano ya ha llamado la atención de algunos clubes de ligas importantes de América y también de algún club europeo, aunque todavía no ha habido acercamientos formales. Es cuestión de tiempo: Liza empieza a lucir como una nueva joya de la cantera celeste.