Competición
  • Copa Sudamericana
Copa Sudamericana

SELECCIÓN PERUANA

Gareca da con la tecla

El seleccionador de Perú decidió cambiar el esquema ante Brasil y salió con un 4-3-3 con Aquino, Tapia y Yotún comandando el centro del campo.

Gareca da con la tecla
KEVORK DJANSEZIAN AFP

Si algo caracteriza a Ricardo Gareca es su fijación por una idea. El argentino se obsesionó con el 4-2-3-1 y pocas veces daba su brazo a torcer y movía algo de la disposición de Perú sobre el campo. En la Copa América ese sistema le dio réditos al final, pero le costó mucho que los jugadores dieran el máximo porque algunas piezas no encajaban. 

En las últimas semanas el seleccionador de Perú ha cambiado de mentalidad y se muestra algo más abierto a los cambios. Se ha dado cuenta de que había cosas que no funcionaban y que debía variar si quería seguir por la senda del buen juego.

En el amistoso contra Brasil, ante la ausencia de Paolo Guerrero y por la forma de jugar del conjunto de Tite, Gareca decidió apostar por un 4-3-3 con Aquino, Tapia y Yotún ocupando el centro del campo. Con el paso de los minutos y viendo el grave problema que sufrió ayer la Canarinha en las transiciones, el dibujo fue variando hacia un 4-1-4-1 y Aquino y Tapia se fueron intercambiando el papel de pivote, ejerciendo de enlace entre la defensa y el ataque e iniciando la presión. Fue precisamente cuando el jugador del Club León abandonó el terreno de juego, cuando el esquema de la Blanquirroja se resintió y Brasil comenzó a ganar espacios.

Otra de las piezas que ha encajado a la perfección dentro de este esquema es Gabriel Costa. Debutó en la derrota contra Ecuador y dejó buenas sensaciones, pero ante los de Tite fue cuando pudo demostrar todo su potencial dejándole claro a Gareca que puede ser fundamental para Perú. El jugador nacido en Uruguay y nacionalizado peruano presionó muy arriba y fue una amenaza constante para Brasil moviéndose por las bandas y generando confusión en la defensa verdeamarela.

Pero si hay alguien que se llevó todo el protagonismo del partido fue Luis Abram. Mostró jerarquía en defensa ocupando el centro de la zaga y apareció para cabecear un centro magnífico de Yotún, que fue un auténtico líder en el mediocampo, para hacer el gol de la victoria peruana. De esta forma, la Bicolor pudo resarcirse (no de igual forma, está claro) de la derrota en la final de la Copa América. 

  • Vélez Sarsfield
  • Defensa
  • Peru

De cara a los próximos partidos, parece que Gareca ha encontrado la fórmula del éxito. Con este esquema y Paolo Guerrero como principal referencia en ataque, Perú puede consolidarse y tener opciones de clasificarse al Mundial de Qatar 2022.